Posts Tagged ‘Cantabria’

Cantabria botará en agosto el primer prototipo de aerogenerador flotante

26/05/2009

Cantabria fondeará en agosto de este año una plataforma flotante para la producción de energía eólica en zonas marinas de grandes profundidades, que será el primer prototipo de estas características que se prueba en el mundo y un hito en el proyecto de apertura de un parque experimental en su costa.

FUENTE – Energía Diario – 25/05/09

La sociedad que está desarrollando este prototipo, Idermar, en la que participan el Gobierno regional, la Universidad de Cantabria y empresas privadas, botó ayer una boya experimental para comprobar cómo se comportan las torres eólicas flotantes frente al viento, el oleaje y las corrientes.

La ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, acompañada por el presidente de la comunidad, Miguel Ángel Revilla, y la vicepresidenta, Lola Gorostiaga, presenció en el Dique de Gamazo del Puerto de Santander la descarga sobre el agua de esta boya para la recogida de datos experimentales y oceanográficos, la primera de España y una de las pocas del mundo de estas características.

En este proyecto participan la empresa pública Sodercan, el Instituto de Hidráulica de la Universidad de Cantabria y las empresas Helium y Appia XXI, que han constituido una sociedad, Idermar, que aspira a que Cantabria se convierta en punto de referencia mundial en el campo de la energía eólica marina.

La boya experimental que ayer se botó tiene una longitud de 70 metros, flota con tres lastres de 300 toneladas cada uno y puede fondearse a profundidades de 50 metros, según ha explicado el presidente de Appia XXI, Marcos Pantaleón.

Este prototipo permanecerá instalado durante un año en la costa de Santander, frente a la Virgen del Mar, donde deberá soportar olas de hasta 26 metros sin apenas moverse, una de las condiciones necesarias para que la producción de energía sea viable.

Idermar botará en junio una segunda boya, de mayor longitud, que permitirá comprobar la viabilidad de producir energía eólica en el mar, en plataformas fondeadas sobre profundidades de 200 metros.

Estas dos boyas servirán de avanzadilla de la primera torre experimental que Idermar botará en agosto y que tendrá capacidad para producir energía eólica, con una potencia de 0,5 megavatios.

La botadura que tuvo lugar ayer supone un hito en el proyecto de abrir un parque experimental de energía eólica marina frente a la costa de Ubiarco, según destacó la ministra.

El coste de este parque, para el que se ha solicitado financiación al Ministerio de Ciencia e Innovación, es de 15 millones de euros, según han informado fuentes de Sodercan.

Idermar espera que en 2010 pueda instalar ya en Ubiarco tres torres de producción de energía eólica, con una potencia de entre 3 y 5 megavatios. El parque experimental tendrá una superficie de 4.800 hectáreas.

El presidente de la empresa de ingeniería Appia XXI subrayó que el éxito de este proyecto no depende sólo de que las boyas “no se mojen y no se hundan”, porque también hace falta financiación y que el Ministerio de Industria conceda el permiso que Idermar le ha solicitado hace ya seis meses.

La sociedad promotora ve en este proyecto una oportunidad para que Cantabria y España se conviertan en una referencia mundial en la producción de energía marina sobre plataformas fondeadas a grandes profundidades, para lo que, según Pantaleón, “hay que correr y correr mucho”.

Las plataformas flotantes abren la posibilidad de instalar parques en zonas profundas, al no necesitar anclajes, algo especialmente importante en España, cuya costa tiene una plataforma continental estrecha.

Anuncios

Un parque eólico a 150 metros del fondo del mar en Cantabria

20/04/2009

 

Una de las mayores dificultades a la hora de levantar parques eólicos en el mar es la profundidad de las aguas. Lo habitual son unos pocos metros y el récord lo tiene un parque escocés con 45. Ahora, un proyecto en el Mar Cantábrico lo intenta a 150 metros.

Turbina flotante

FUENTE – Soitu.es – 20/04/09

La tecnología que están desarrollando los investigadores españoles es similar a esta turbina flotante

“La solución es hacer que los molinos floten”, afirma el investigador Iñigo Losada, director del Instituto de Hidráulica Ambiental de Cantabria, uno de los participantes en este difícil desafío tecnológico para conseguir que los aerogeneradores que ya se ven en muchas partes del país salten ahora al mar de forma masiva. Algo muy interesante, pues en el mar hay mucho más espacio que en tierra y vientos más fuertes.

El anclaje de los enormes aerogeneradores marinos se complica a medida que se alejan de la costa y aumenta la distancia al fondo marino. En Dinamarca, el parque eólico offshore Middelgruenden está construido a cuatro o cinco metros de profundidad y a unos tres kilómetros del puerto de Copenhangue. Otro parque danés situado entre 14 y 20 kilómetros de la costa de Jutlandia, en el Mar del Norte, es el de Horns Rev, cuya profundidad varía de los 6 a los 14 metros (ver pdf). En Alemania, están trabajando en profundidades de entre 30 y 40 metros con el proyecto Alpha Ventus, a 45 kilómetros de la isla de Bortum. Y el récord lo tiene el parque eólico escocés Beatrice, que ha logrado levantar estas gigantescas turbinas en fondos de 45 metros.

El reto de alcanzar los 150 metros de profundidad

La idea de los parques eólicos flotantes no es nueva. La compañía StatoilHydro trabaja desde hace tiempo en un proyecto en Noruega para superar profundidades de más de 100 metros con aerogeneradores fijados a boyas. Sin embargo, en España no se había contemplado hasta ahora de forma seria esta posibilidad, cuando la distancia al fondo del mar es una de las mayores barreras para la implantación de la eólica offshore (aparte ya de por sí de las complicaciones y mayores costes por trabajar en medio del mar).

La empresa StatoilHydro muestra en este vídeo la construcción de un gran aerogenerador marino flotante.

A diferencia de los países del norte, que cuentan con mares de poca profundidad, en España el fondo marino se hunde en cuanto nos alejamos un poco de la costa. Y, como incide Losada, “se debe cumplir el requisito de alejar los parque eólicos al menos unos ocho o diez kilómetros del litoral para evitar el impacto visual”. Una exigencia que limita mucho las zonas donde poder colocar aerogenadores. Exceptuando algunas zonas como Tarifa o el Delta del Ebro, donde están intentando abrir parques eólicos en aguas de poca profundidad, el resto del territorio marino español no es apto para la instalación de molinos de viento en el mar (ver mapa).

En el Mar Cantábrico, Losada espera que el primer prototipo del proyecto —que constaría fundamentalmente de los elementos flotantes— esté listo para fondear en la costa de Santander (frente a la playa de la Virgen del Mar) a finales de mayo. Lo haría a una profundidad de 40 metros y a una escala menor que la del molino real. Este primer experimento estudiará principalmente “si el diseño del prototipo es el adecuado, medirá el comportamiento de los elementos flotantes y servirá para tomar datos sobre el viento y el oleaje de la zona”, detalla este investigador.

Según explica el director del instituto cántabro, la segunda fase —que se pondría en marcha en unos seis u ocho meses— consistirá en probar un segundo prototipo más evolucionado y a una mayor profundidad (unos 100 metros) en la zona de Comillas. Y en la tercera fase, a través de un prototipo a escala real, se estudiaría definitivamente a una mayor profundidad el conjunto incluyendo el sistema flotante, el anclaje y el generador y la turbina para ver si funcionan adecuadamente.

Hydro

“Lo deseable sería que en 2011 ya pudiéramos tener molinos reales funcionando en un parque experimental ubicado en el entorno de Ubiarco-Comillas para medir su eficiencia”, cuenta Losada, quien añade que este primer parque constaría de dos o tres molinos que sumasen en total unos diez megavatios, y separados entre sí por un kilómetro de distancia aproximadamente. Aunque las plataformas en las que se están trabajando en este proyecto no están diseñadas para una turbina determinada, “la tendencia es que se utilicen palas con una potencia de entre tres y cinco megavatios”, detalla.

Los molinos flotantes tienen sus pros y sus contras. Como explica Losada, por una parte, “al no tener limitaciones de anclaje al fondo —que exige la instalación a menos de 40 metros de profundidad—, son más fáciles de alejar de la costa limitando así los posibles impactos visuales; pero por otra parte, se encuentran con varias dificultades, como el encarecimiento de la conexión de las líneas eléctricas a tierra (al estar más alejados) y las dificultades técnicas propias de conseguir la estabilidad de un gran aerogenerador que está flotando en una situación de oleaje y viento”.

El proyecto, que está siendo desarrollado por Idermar S.L, una sociedad formada por entidades públicas (Sodercan y la Fundación Instituto de Hidráulica Ambiental) y empresas primadas (Apia XXI y Helium), cuenta en sus primeras fases con la financiación del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI). “Aún es difícil calcular una inversión aproximada, pero lo cierto es que en función de la potencia instalada, un parque experimental de estas características puede superar fácilmente los 20 millones de euros”, cuenta Losada, quién incide en que “el coste de este tipo de instalaciones es de un 30% más alto que la eólica terrestre”.

Según este ingeniero, la energía eólica offshore va a experimentar un gran desarrollo en los próximos 20 años, ya que se considera, desde el punto de vista energético, que el medio marino tiene muchas posibilidades. Sólo hay que ver las iniciativas que se llevan a cabo sobre todo en el norte de Europa, donde sus condiciones marinas son más aptas para este tipo de instalaciones (sus costas tienen una gran plataforma continental). Según Losada, por ejemplo, las previsiones de Gran Bretaña son de que en 2020, un 21% de sus necesidades energéticas sean cubiertas con energía eólica offshore.

 

 

Autor: A. Martín

Vestas instalará un centro de investigación y desarrollo en Cantabria

30/03/2009

La firma danesa Vestas, líder en tecnología sobre energía eólica instalará en  el Parque Científico y Tecnológico de Cantabria (PCTCAN), en Santander, su primer centro de investigación y desarrollo en territorio español.

FUENTE – eRenovable – 28/03/09

La instalación de Vestas tendrá 4.000 metros cuadrados de superficie y se ubicará al lado del Tanque de Ingeniería Hidráulica, otro nuevo proyecto que comenzaría a funcionar más o menos al mismo tiempo que Vestas, es decir para finales del año próximo.

El nuevo Centro de Investigación ‘Vestas Cantabria’  comenzará sus acciones con las pruebas de un nuevo modelo de turbina eólica que la firma danesa quiere lanzar al mercado en el 2011.

Otras de las actividades del centro será  la colaboración con  los planes de la UC sobre el desarrollo de la energía eólica marina. Según las autoridades de la compañía danesa los objetivos para el Centro Vestas Cantabria es convertirlo en un parque para el ensayo de prototipos y una instalación de colaboración conjunta, por su cercanía, con la Universidad de Cantabria.

El presidente de Vestas, Finn Stromm, explicó que la elección hecha por Cantabria se debe, entre otros factores a la “visión clara” que el gobierno regional tiene de la importancia de la energía eólica,  “el nivel” del capital humano de la comunidad autónoma y porque “hay mucho viento”.

Cantabria pretende liderar la investigación y el desarrollo en la energía eléctrica con molinos de viento en el mar

23/03/2009

 

La Vicepresidenta, Dolores Gorostiaga, se reúne con los responsables de un ambicioso plan, pionero en toda España, para el desarrollo de este tipo de energía limpia en la región. De forma casi inmediata, habrá un acuerdo del Gobierno de Cantabria, a través de Grupo SODERCAN, con Gas Natural que permitirá solicitar la instalación de parques marinos en varias zonas del litoral español.

cantabria offshore

FUENTE – Biodisol – 23/03/09

La Vicepresidenta del Gobierno de Cantabria, Dolores Gorostiaga, ha afirmado hoy que Cantabria pretende “liderar la investigación y el desarrollo en la producción de energía eléctrica con molinos de viento en el mar”.

Para tal fin, la Vicepresidenta, acompañada por el consejero de Industria y Desarrollo Tecnológico, Juan José Sota, se ha reunido con los responsables de la nueva empresa IDERMAR, constituida por APIAXXI; Helium Energías Renovables; el Instituto de Hidráulica Ambiental de la Universidad de Cantabria; y la participación de Grupo SODERCAN.

Gorostiaga ha explicado que esta empresa desarrolla una línea de investigación y desarrollo de la producción energética eólica denominada ‘off shore’, pionera en toda España, y que constituye un primer paso en este campo de futuro.

De forma casi inmediata, y como segundo paso, un nuevo acuerdo del Gobierno de Cantabria, a través de Grupo SODERCAN, con Gas Natural permitirá solicitar la instalación de parques marinos en varias zonas del litoral español. Acuerdo que se firmará en los próximos días.

Dolores Gorostiaga ha subrayado la voluntad del Gobierno de apostar por la producción de energías limpias y renovables, en la que se enmarca el desarrollo de este importante proyecto.

La vicepresidenta ha asegurado que en el actual contexto de incertidumbre económica, la apuesta decidida por las energías limpias no sólo contribuirá de forma sustancial a la mejora de nuestro medio ambiente, sino que además reducirá hasta niveles inéditos nuestra dependencia energética del exterior y generará un nuevo tejido industrial con un gran futuro por delante.

IDERMAR, S.L., es una empresa que tiene por objeto desarrollar proyectos de Investigación y Desarrollo (Proyectos de I+D) en el campo de las energías marinas y, en particular, pretende el desarrollo de un sistema de soporte para aerogeneradores marinos que pueda ser adaptado a cualquier modelo de motor, máquina o aerogenerador existente en el mercado.

Para avanzar en esta línea, IDERMAR ha iniciado el desarrollo de un proyecto de I+D orientado al desarrollo de una plataforma flotante offshore sobre la que instalar equipos de generación de energía a partir del viento (energía eólica marina). “Esta iniciativa nos va a situar como líderes y punto de referencia mundiales en el campo de la energía eólica marina”, señaló Gorostiaga, quien añadió que “por fin, Cantabria se alía con la naturaleza para hacer posible un desarrollo sostenible que nos permita mantener nuestro Estado del bienestar sin hipotecar la herencia que debemos dejar a las próximas generaciones: un medio ambiente limpio”.

Por su parte, representantes de Apia XXI, empresa que se encargará de la ingeniería avanzada, explicaron que “el potencial de energía eólica marina en España está por encima de los 150.000 MW, si se logra aprovechar las aguas con profundidades de más de 50 metros. Por lo tanto resulta necesario facilitarle a la industria de energía eólica las soluciones técnicas correspondientes”.

El desarrollo del proyecto se ha estructurado en dos fases consecutivas. La primera fase del proyecto está orientada a dotar a la futura plataforma flotante de capacidad de aprovechamiento del recurso eólico marino, esto exige un análisis detallado del clima marítimo (especialmente viento, oleaje y corrientes) que facilite las tareas posteriores asociadas al diseño funcional de la plataforma y aerogeneradores. Para ello es necesario realizar una campaña de mediciones mediante boyas diseñadas a tal efecto que combinarán la recogida de datos oceanográficos con parámetros estructurales que ayuden en la definición de los futuros prototipos.

En una segunda fase se procederá al diseño de una estructura capaz de soportar el peso de rotor, turbina y torre de aerogenerador mediante un flotador sensiblemente independiente de la profundidad del mar, con unos movimientos y deformaciones limitados, y un sistema de anclaje de la estructura flotante al lecho marino. La culminación de esta fase será la construcción y fondeo de un prototipo a escala real, que servirá de base para el futuro desarrollo industrial de productos que permitan la construcción de parques eólicos marinos flotantes.

Mientras se produce el desarrollo de estas dos fases se procederá a la definición y tramitación, en una zona del litoral cántabro, de un área identificada como parque experimental que permita la realización del montaje y ensayo del prototipo indicado o de cualquier otro elemento similar que responda a los mismos criterios de aprovechamiento de la energía eólica.

Plan Eólico de Cantabria

05/03/2009

 

El Gobierno de Cantabria aprobará la próxima semana el Plan Eólico que supondrá una inversión directa de 2.000 millones de euros y la creación de 500 puestos de trabajo, fundamentalmente en zonas rurales de la región.

cantabria

FUENTE – Ecoticias – 04/03/09

Además, se van a producir inversiones indirectas que rondarán los 1.000 millones de euros para el desarrollo de proyectos de I+D+i y el surgimiento de una importante industria paralela.

    El Plan, –cuyo Decreto será aprobado por el Consejo de Gobierno, después de haber recibido la autorización del Consejo de Estado y el apoyo de la Comisión Nacional de la Energía– permitirá crear parques eólicos para producir la mitad de la energía que se consume en la Comunidad. Concretamente, estas infraestructuras eólicas generarán una potencia de 1.500 megavatios.

    La vicepresidenta cántabra, Dolores Gorostiaga, presentó esta mañana el Plan Eólico en Cantabria y la campaña de información a los ciudadanos que se inicia hoy, miércoles, durante un acto en el que estuvo acompañado por los consejeros de Industria y Desarrollo Tecnológico y de Medio Ambiente, Javier del Olmo y Francisco Martín, respectivamente.

    Para el desarrollo del Plan, Cantabria dispone de un 2 por ciento de superficie capaz de albergar la instalación de parques eólicos con hasta 750 aerogeneradores, que generarán una potencia de 1.500 megavatios. Se trata, según Gorostiaga, de la energía suficiente para abastecer a más de un millón de hogares y que supone, según dijo, “más de la mitad de la energía que se consume en Cantabria”.

    La vicepresidenta se mostró convencida de que la energía eólica es “una necesidad y una oportunidad” para la que Cantabria se encuentra en el “marco ideal” –España es el segundo país del mundo en producción de energía eólica tras Alemania– para desarrollar una energía de futuro, con “beneficios directos para el medio ambiente, y beneficios directos e indirectos para el tejido industrial y el mercado de trabajo”.

    Asimismo, aseguró que la energía eólica es “una de las políticas prioritarias de Gobierno de Cantabria”, dado que un objetivo fundamental es “incrementar la participación de las energías renovables en la generación de la energía que se consume en la región”.

    Gorostiaga también indicó que los parques eólicos suponen un “cuantioso beneficio” para los ayuntamientos donde se ubican, tanto económico, por la propia actividad de los mismos, como beneficios indirectos con la creación de puestos de trabajo cualificados.

   Por otro lado, se refirió a otro de los elementos fundamentales en el compromiso del Gobierno con la generación de energía eólica que es su impacto ambiental, “muy inferior al de otras formas de generación de energía”.

    Como ejemplos, la vicepresidenta afirmó que la producción de un kilovatio de energía eólica a la hora representa un impacto ambiental 26 veces menor que el generado por el carbón, 21 veces menor que el petróleo ó 10 veces menor que la energía nuclear. Además, un aerogenerador puede llegar a producir idéntica cantidad de energía que la obtenida por quemar diariamente 1.000 kilogramos de petróleo.

 ESTUDIO DE LA UC

    La implantación de los parques eólicos en Cantabria se llevará a cabo siguiendo un estudio de la Universidad de Cantabria, que ha identificado las zonas que son aptas combinando el máximo aprovechamiento energético con un efecto ambiental reducido.

    Para ello, desde la Universidad, se han tenido en cuenta factores y criterios de selección como la exclusión de humedales, áreas de protección del oso pardo o de importancia para aves, lugares declarados Bien de Interés Cultural o formaciones vegetales con bosques caducifolios autóctonos o entornos de árboles singulares, entre otros.

    El resultado de este estudio concluye que un 2 por ciento de la superficie de Cantabria, –alrededor de 10.500 hectáreas– es apta para la instalación de parques eólicos, con una capacidad de entre 500 y 750 aerogeneradores. Así, la potencia instalada sería de entre 1.200 y 1.900 megavatios, dependiendo de la tecnología.

 CAMPAÑA INFORMATIVA

    Desde hoy y hasta mediados de mayo, una unidad móvil recorrerá distintos puntos de Cantabria, informando sobre el desarrollo eólico en la región y su impulso a la economía regional.

    Los objetivos de esta campaña son informar al máximo número de ciudadanos y ciudadanas, dando a conocer de una manera interactiva y lúdica la energía eólica, así como informar sobre los resultados del estudio realizado por la UC en el que se proponen los lugares más idóneos para la posible instalación de parques eólicos en el futuro.

    Las actividades se desarrollan en un autobús en el que se utilizan medios audiovisuales, como una zona de proyección virtual en tres dimensiones y diversos ordenadores. Todas las actividades están conducidas por técnicos especializados.

    El ‘Bus del viento’ se completará con distintas actividades de dinamización como vuelos de cometas, vuelos cautivos en globo aerostático, teatro y pasacalles con actuaciones preparadas específicamente para explicar de forma lúdica los beneficios de la energía eólica.

    Esta unidad móvil estará durante esta semana en Santander y, posteriormente, recorrerá 24 localidades de Cantabria, entre las que se encuentran Reinosa, Torrelavega, Los Corrales de Buelna, Santillana del Mar o Cabezón de la Sal.