Archive for the ‘Desalinización’ Category

Nueva desalinizadora en Barcelona

23/07/2009

Se acaba de abrir una nueva desalinizadora en Barcelona, la mayor de su tecnología en Europa, para aliviar la escasez crónica de recursos hídricos que vive esta provincia

FUENTE – Soliclima – 22/07/09

El año pasado se llegó a pensar en importar agua en barcos; 2008 fue uno de los años más secos desde que se regristran las precipitaciones caídas.

La planta de El Prat proveerá a Barcelona con el 24% del agua consumida en la región, según las autoridades que la inaguraron el lunes. producirá 200 millones de litros de agua potable diariamente para una región de casi cinco millones de habitantes.

José Montilla ha asegurdo que la planta eliminará el peligro de que se llegue a cortar el suministro de agua potable en este territorio.

La planta ha cosstado 230 millones de euros y produce 45 litros de agua potable de cada 100 litros de agua de mar.

Se están construyendo otras dos desalinizadoras en Catalunya.

Autor: E. Marcos

Anuncios

El ‘Silicon Valley’ de la desalación

13/07/2009

Israel recicla el 75% de sus aguas residuales y las destina a la agricultura

1247249975_0

FUENTE – El Mundo – 13/07/09

La doble barrera de seguridad formada por una alambrada de espinos y una valla electrificada que rodea todo el recinto de la desaladora de Ashkelon, en la costa mediterránea de Israel, da idea de lo estratégico que resulta el abastecimiento de agua en Oriente Medio. A la escasez de agua propia de una zona árida y con áreas desérticas se suma la severa sequía que azota Israel desde el año 2004. Según nos acercamos a la puerta, un guarda sale a nuestro encuentro con una metralleta abrazada a su cuerpo. La planta está situada a tan sólo 20 kilómetros de la franja de Gaza y la ciudad del mismo nombre es uno de los objetivos más cercanos de los cohetes Qassam de fabricación propia lanzados por los milicianos palestinos. «Pasaportes», dice el vigilante antes de darse cuenta de que se trata de la visita de periodistas que esperan esa mañana. «Pasen».

La desaladora de Ashkelon es, desde que se inauguró en 2005, la mayor planta del mundo. Tiene capacidad para producir 330.000 metros cúbicos de agua cada día o 120 millones al año (120 hectómetros cúbicos), el triple que la más grande de España y un volumen anual que supone un tercio del agua que consume una ciudad como Madrid. Sin embargo, el Gobierno israelí no se conforma con ese récord. Hoy en día, el 90% del agua que consume Israel proviene de más de 1.200 pozos subterráneos distribuidos por todo el país y que alcanzan profundidades de más de un kilómetro y medio y de la única fuente superficial de agua dulce del país, el mar de Galilea (en realidad es un lago), sobre cuyas aguas caminó Jesús de Nazaret, según el Evangelio de San Mateo. Pero los problemas ambientales y de abastecimiento que la continua extracción de recursos hídricos está generando en los acuíferos, sobre todo en los últimos años de sequía, ha obligado al Ejecutivo israelí, que invierte casi un 5% de su Producto Interior Bruto en investigación y desarrollo, a hacer una apuesta firme por la tecnología de la desalación.

«En la actualidad, esta tecnología aporta el 10% del agua consumida en el país, pero en 2012 supondrá cerca del 30% del total», asegura Oded Distel, director del programa nacional de nuevas tecnologías sobre el agua (NewTech) del Ministerio de Industria, Comercio y Trabajo de Israel. Este gran incremento porcentual en tan poco tiempo es posible debido a la poca población del país, que ronda los siete millones de personas.

La mayor desaladora del mundo

La estrategia israelí pasa por la puesta en funcionamiento a finales de 2009 de la desaladora de Hadera que superará, con 127 hectómetros cúbicos al año, a la Ashkelon. Además, en septiembre de este año comenzará la construcción de la planta de Sorek, que alcanzará los 150 hectómetros cúbicos de capacidad y desbancará a Hadera de su título de la desaladora más grande del mundo. De esta forma, superarían los 500 hectómetros cúbicos de agua al año producidos mediante desalación de un total de 1.800 que consume anualmente el país.

Ante la disminución de las lluvias en la zona norte del país, la desalación se ha convertido casi en la única vía que tiene Israel para garantizar la calidad de vida de un país en constante crecimiento tanto económico como demográfico. Sin embargo, la desalación no está ausente de críticas ambientales. «El 50% del agua que se captura se expulsa de nuevo al mar en forma de salmuera y ese vertido altera gravemente algunos de los ecosistemas marinos más importantes del mediterráneo, como las praderas de posidonia», asegura Julio Barea, responsable de las campañas de contaminación de Greenpeace. «Es cierto que se ha mejorado mucho la eficiencia energética de las plantas, pero aún así tienen un elevado consumo energético».

Agua reciclada

«Nuestras plantas están equipadas con un sistema de recuperación de la energía a partir de la salmuera que permite reciclar el 40% de la energía empleada», cuenta Ezra Barkai, gerente para Europa y África de IDE, la empresa que construyó la desaladora de Ashkelon. «Mediadas como ésta nos permiten producir el agua desalada a 0,38 euros el metro cúbico, el precio más bajo del mundo». En España, la misma cantidad ronda un precio de entre 0,50 y un euro, dependiendo de las fuentes consultadas.

Los ecologistas insisten en que la desalación debe ser la última de las opciones para la obtención de agua potable, ya que antes deben acometerse acciones de buena gestión del recurso. «Israel es el Silicon Valley de las tecnologías del agua», asegura Booky Oren, presidente de WaTech, la plataforma creada por la empresa nacional del agua israelí (Mekorot) para el fomento de las tecnologías del agua, «hemos desarrollado algunas de las más avanzadas técnicas que nos permiten basar nuestra estrategia de ahorro de agua en la optimización del riego y en la reutilización del agua, y en ambas somos líderes mundiales».

El país recicla más del 75% de sus aguas residuales y las conduce mediante una vía paralela a la de distribución de agua potable a todas las zonas agrícolas para abastecer los regadíos. Y el resultado de esa reutilización se puede observar desde la carretera cuando se viaja por cualquier paisaje del norte, alejado de las áreas desérticas del Negev, en la mitad sur del país. Un circuito de cañerías y tubos de goteo de color morado decoran todos los escenarios agrícolas de Israel. España es el segundo país del mundo que más recicla sus aguas negras y el porcentaje no supera el 15%.

Autor: M. G. Corral

Sudáfrica podría quedarse sin agua

02/07/2009

Sudáfrica podría quedarse sin recursos hídricos, y el gobierno sudafricano está planeando crear una infraestructura de desaladoras.

FUENTE – Soliclima – 01/07/09

El Ministerio sudafricano de Asuntos Medioambientales y Agua está considerando la posibilidad de desalinizar agua de mar así como de reciclar el agua usada para evitar una posible escasez del líquido elemento. El Ministerio ha establecido un ambicioso objetivo de reducir las pérdidas de agua en un 20% durante los próximos cinco años.

La Ministra, Buyelwa Sonijica -en la imagen-, lamentó las pérdidas de agua a través de escapes y hurtos. La agricultura es la responsable de las mayores pérdidas, seguida de la industria. El Ministerio tiene previsto realizar una campaña de concienciación para agricultores e industrias para ahorrar agua y ha manifestado que “Debemos ser prudentes en la gestión de este recurso, pues nuestra principal fuente de aprovisionamiento de agua es la lluvia, que ofrece un suministro que no está garanztizado”.

Ha prometido tener mano dura con quien rompa la ley. “Vamos a practicar la tolerancia cero para los delitos relacionados con el agua”, ha dicho Sonjica.

Autor: E. Marcos

Desalinización Solar

23/06/2009

La desalinización solar es la desalinización del agua usando energía solar. La energía renovable vence el usual alto costo operacional de la energía que se necesita en la osmosis inversa, así como los gases de efecto invernadero. La osmosis inversa es actualmente la tecnología preferida para la desalinización, siendo la más costo-efectiva. Recientemente, ha habido evidencias de un nuevo interés en la investigación de este mercado. Esto se debe a los altos costos energéticos, un crecimiento en la demanda al haber menos agua potable natural y la contaminación ocasionada por la sobrepoblación.

FUENT E- gstriatum – 23/06/09

El problema de la falta de agua potable puede ser fácilmente identificado por las recientes peleas por agua en la India y alrededores. Todas las estadísticas coinciden en un punto, alrededor del 40% de la población viven sin acceso a agua para tomar. En las más de 575,000 villas que hay en la India, alrededor de 160,000 tienen problemas o de falta de agua, o que esta muy contaminada.

La desalinización solar de agua es una tecnología solar con una gran historia, con instalaciones que se construyeron hace 2,000 años, aunque producían mas agua salada que tomable. El uso documentado de la energía solar comenzó en el siglo 16. Una gran planta fue construida en 1872 para proveer a una comunidad minera en Chile de agua potable. La producción en masa de agua potable por energía solar ocurrió durante la segunda guerra mundial.

Mucha gente ve gran potencial en el uso de la energía solar térmica para la desalinización solar de agua. Esto es particularmente pensado para regiones áridas con mucho sol que usualmente coinciden con la falta de agua y tienen mucho sol y agua de mar.

Mientras que hay muchos modelos teóricos en proceso, aún no se tiene uno para funcionar a una escala comercial. Un número de dispositivos de desalinización solar existen, y mientras que las grandes plantas son algo factible, los elevados costos de producción echan abajo los proyectos. Una empresa llamada Acquasol planea construir una planta de desalinización solar para abastecer a un pequeño pueblo al norte de Australia. Y aunque por el momento los datos del proyecto son prácticamente nulos, es bueno saber que ya se esta trabajando en esta área solar.

Una membrana tolerante al cloro permite acelerar la desalación del agua de mar

23/06/2009

El agua de mar o salobre puede purificarse mediante el procedimiento de Osmosis Inversa utilizando membranas semipermeables. Sin embargo cuando se desinfecta previamente el agua por cloración, el cloro no sólo elimina los microorganismos del agua sino que además, destruye la membrana.

FUENTE – madri+d – 22/06/09

La cloración previa es imprescindible para evitar el crecimiento de algas y microorganismos por lo que es necesario eliminar el cloro antes de filtrar el agua para que no dañe la membrana, y volverlo a añadirlo después del filtrado. Recientemente se ha fabricado una nueva membrana de un material polisulfonado resistente al cloro que puede mejorar la eficiencia energética de las plantas desaladoras.

Uno de los procesos más comunes de desalación del agua de mar es la ósmosis inversa, que consiste en el filtrado del agua con una membrana. Esta operación fue desarrollada a mediados de la década del 60 llevándose a cabo innumerables trabajos a fin de implementar el uso de la osmosis inversa en la desalación de aguas salobres y agua de mar. A partir de 1970, esta técnica comenzó a ser competitiva, y en muchos casos superior a algunos de los procesos y operaciones unitarias utilizadas en la concentración, separación y purificación de fluidos.

La desalinización del agua del mar dentro del alcance de la CSP

25/05/2009

La combinación de la CSP con grandes invernaderos de agua marina podría traer beneficios espectaculares a la región de Oriente Medio y el Norte de África, si ésa es la voluntad.

FUENTE – Ecoticias – 23/05/09

Las plantas CSP podrían ayudar a resolver la escasez de agua que padece la región de Oriente Medio y el Norte de África impulsando la desalinización del agua del mar, tanto por medio de la electricidad como de la generación combinada con el vapor de proceso.

El uso de las plantas termosolares para la desalinización y la producción de electricidad, a la vez que su combinación con los proyectos agrícolas, tiene sentido en dichas zonas, donde se dispone de una gran cantidad de energía a través de la irradiación.

Cada kilómetro cuadrado de tierra en la región de Oriente Medio y Norte de África recibe anualmente energía solar equivalente a la combustión de 1,5 millones de barriles de crudo, una cantidad suficiente para desalinizar 165.000 m3 de agua por día, según El Instituto del Clima (The Climate Institute).

“El potencial técnico, especialmente en el Norte de África, es inmenso y dichos conceptos podrían conducir a un futuro brillante para estas regiones. El “combustible” y el “feedstock” para tales conceptos están libres de cargos: el agua del mar y el sol,” dice el Dr. Günter Schneider, director general de Enolcon Gmbh.

La promesa del Sáhara

Una de las iniciativas prometedoras presentes en las noticias es el proyecto Sahara Forest Project, que propone una operación combinada de Invernaderos de Agua Marina (Seawater Greenhouse) y tecnología CSP, cuya ubicación estaría situada a cierta distancia de la costa en una región desértica. El Invernadero de Agua Marina es un nuevo desarrollo que ofrece soluciones sostenibles al problema de abastecer de agua la agricultura de las zonas costeras y áridas.

Estas instalaciones convertirían los desiertos en exuberantes parcelas de vegetación, según sus diseñadores, sin la necesidad de cavar pozos para tener agua fresca, algo que ha acabado con los acuíferos de muchas partes del mundo.

“Hay varios conceptos muy interesantes en desarrollo y también se están preparando proyectos piloto igual de interesantes,” declara el Dr. Schneider.

Se pueden sacar diferentes beneficios al combinar el concepto del Invernadero de Agua Marina con la tecnología CSP. Por ejemplo, los sistemas CSP necesitan agua para la limpieza de los espejos y para la generación del vapor que hace funcionar las turbinas, algo que le pueden proporcionar los invernaderos.

La planificación se propone a una escala significativa (de modo que cantidades muy grandes de agua de mar se puedan evaporar). Los invernaderos se colocan a modo de una larga “barrera” proporcionando así un cortaviento y refugio a la disposición de la plantación exterior, e igualmente maximizando el área de evaporación. Si la ubicación está al nivel del mar o por debajo de éste, se minimizarán los costes de bombeo o incluso se eliminarán esos costes. A intervalos a lo largo de la “barrera” de los invernaderos, se instalarían las series de CSP. A lo largo del lado de barlovento de los invernaderos, un colector cilindro parabólico CSP elevado proporcionaría beneficios añadidos al Invernadero de Agua del Mar al actuar como un atrapavientos.

Obstáculos políticos

Aparte de varios problemas técnicos, tales proyectos necesitan ser financiados de un modo sostenible y el contexto político debe posibilitar su realización, según palabras del Dr. Schneider.

Todavía hay un largo camino por recorrer antes de que se disponga de la suficiente capacidad industrial para atender a las demandas de conceptos de tal calibre.

Los obstáculos más importantes que impiden el crecimiento del sector CSP varían dependiendo de regiones o mercados concretos.

Para la zona de Oriente Medio y el Norte de África, el escenario actual requiere mejoras en varios frentes, esto es, respecto al apoyo del gobierno, las tarifas de suministro así como los puntos de conexión a la red y la transmisión de electricidad.

“Es una mezcla de todos estos factores necesarios. Por supuesto, el peso de cada factor podría diferir de país a país y según las condiciones marco del proyecto,” matizó el Dr. Schneider.

También añadió que sin un compromiso firme por parte del gobierno y una gestión imparcial del operador de la red, un proyecto CSP no tendría la más mínima oportunidad de ser desarrollado y ejecutado con éxito.

En un segundo nivel, habría que asegurar que tales proyectos son atractivos desde un punto de vista financiero, y esto se puede arreglar mediante las tarifas de suministro, unas condiciones de préstamo asequibles y otros instrumentos financieros.

Existe un pequeño número de tecnologías de interés en desarrollo, las cuales consiguieron la financiación para alcanzar cierta fase de desarrollo, pero su tecnología todavía no tiene el status de “tecnología probada”.

Según el Dr. Schneider, uno de los obstáculos más importantes es el de ser capaz de mostrar a aquellos que conceden los préstamos y a los inversores que la tecnología está preparada para su aplicación comercial a largo plazo.

La eficiencia gana

En las plantas termosolares, solo alrededor del 25% de la energía solar colectada se convierte en electricidad. Si se combina con el agua de mar, otro 50% de la energía colectada, normalmente liberada como calor, se puede usar para la desalinización. De este modo, se puede emplear hasta un 85% de la energía solar colectada, y con cada TWh de potencia, se pueden desalinizar 40 millones de m2 con la cogeneración.

Cumbre sobre Thin Film, CSP y CPV de Oriente Medio y el Norte de África

El Dr. Günter Schneider, director general de Enolcon GmbH, tiene previsto dar una conferencia en la Cumbre sobre Thin Film, CSP y CPV de Oriente Medio y el Norte de África, que tendrá lugar en Abu Dhabi en el mes de junio (2-3) de este año.

El funcionamiento de una desalinizadora IX: vertido de salmuera

20/05/2009
El funcionamiento de una desalinizadora IX: vertido de salmuera
La salmuera de rechazo de las membranas es devuelta al mara través de un colector de vertido que se ha dimensionado teniendo en cuenta el caudal de vertido de la planta desalinizadora y de sus futuras ampliaciones.
La recogida del agua de rechazo procedente del proceso de ósmosis inversa de la planta se realiza en una arqueta situada en el exterior de la nave de ósmosis, de donde parte el colector de salmuera.
El trazado de la conducción, con una longitud total de 1.577 m, se divide en dos tramos diferenciados. El primero, de 690 m de longitud, se ha resuelto con tubería de PRFV de 1.400 mm de diámetro, cuyo origen es la arqueta de salmuera y que discurre enterrada por los viales existentes en las antiguas instalaciones del Polígono Industrial donde se ubica la planta. El segundo, con una longitud aproximada de 900 n, se resuelve mediante dos conducciones de polietileno de alta densidad y diámetro 1.000 mm. La instalación de las tuberías de PE, debido a la gran cantidad de infraestructuras existentes, se ha realizado mediante perforación dirigida hasta su salida al mar a la cota de -25 m. El túnel se ha excavado de forma íntegra en terreno rocoso de calizas negras duras afectas por una intensa red de conducciones.
Es importante destacar que uno de los aspectos considerados a la hora de elegirla zona de vertido, es que los fondos marinos donde se evacúa la salmuera son fondos dragados y sin vegetación, degradados durante años, por lo que la afección a la biología marina es nula.

La salmuera de rechazo de las membranas es devuelta al mara través de un colector de vertido que se ha dimensionado teniendo en cuenta el caudal de vertido de la planta desalinizadora y de sus futuras ampliaciones.

FUENTE – Soliclima – 19/05/09

La recogida del agua de rechazo procedente del proceso de ósmosis inversa de la planta se realiza en una arqueta situada en el exterior de la nave de ósmosis, de donde parte el colector de salmuera.

El trazado de la conducción, con una longitud total de 1.577 m, se divide en dos tramos diferenciados. El primero, de 690 m de longitud, se ha resuelto con tubería de PRFV de 1.400 mm de diámetro, cuyo origen es la arqueta de salmuera y que discurre enterrada por los viales existentes en las antiguas instalaciones del Polígono Industrial donde se ubica la planta. El segundo, con una longitud aproximada de 900 n, se resuelve mediante dos conducciones de polietileno de alta densidad y diámetro 1.000 mm. La instalación de las tuberías de PE, debido a la gran cantidad de infraestructuras existentes, se ha realizado mediante perforación dirigida hasta su salida al mar a la cota de -25 m. El túnel se ha excavado de forma íntegra en terreno rocoso de calizas negras duras afectas por una intensa red de conducciones.

Es importante destacar que uno de los aspectos considerados a la hora de elegirla zona de vertido, es que los fondos marinos donde se evacúa la salmuera son fondos dragados y sin vegetación, degradados durante años, por lo que la afección a la biología marina es nula.

Autor: E. Marcos

El funcionamiento de una desalinizadora VIII: red de distribución

07/05/2009
El proyecto completo incluye la red de distribución del agua producto que discurre por los municipios de Cartagena, Torre Pacheco y Fuente Álamo, próximamente ampliada al resto de los municipios afectado.
Actualmente se han instalado más de 60 km de tuberías de diámetro 1.000 mm, cuyos materiales varían en función del trazado. Así, se han instalado tuberías de fundición acerrojada en tramos con fuertes solicitaciones a tracción en zonas de montaña y tuberías de hormigón postesado camisa de chapa, en las zonas menos críticas.
Las distribución se realiza por gravedad desde la  citada cota 165 m. hasta los distintos puntos de suministro.

El proyecto completo incluye la red de distribución del agua producto que discurre por los municipios de Cartagena, Torre Pacheco y Fuente Álamo, próximamente ampliada al resto de los municipios afectado.

FUENTE – Soliclima – 07/05/09

Actualmente se han instalado más de 60 km de tuberías de diámetro 1.000 mm, cuyos materiales varían en función del trazado. Así, se han instalado tuberías de fundición acerrojada en tramos con fuertes solicitaciones a tracción en zonas de montaña y tuberías de hormigón postesado camisa de chapa, en las zonas menos críticas.

La distribución se realiza por gravedad desde la  citada cota 165 m. hasta los distintos puntos de suministro.

El funcionamiento de una planta desalinizadora VI: depósito de agua tratada e impulsión al depósito de regulación

27/04/2009

Desde los remineralizadores, el agua osmotizada y remineralizada pasa al depósito  de agua tratada de 1.300 m3 de volumen, mediante una conducción de polietileno de alta densidad de DN 900.

FUENTE – Doorenovables – 27/04/09

En esta tubería se lleva a cabo la dosificación de hipoclorito sódico, en función del caudal y de la consigna establecida de cloro libre. Un equipo de recirculación de agua con cloración automática instalado en el depósito, controla y regula este parámetro, siempre dentro de los límites exigidos. Al igual que en los casos anteriores, se dispone de los correspondientes depósitos para el almacenamiento de este reactivo, en este caso uno de 30 m3 y dos de 40 m3, así como las bombas dosificadoras.

A continuación, desde el depósito de agua tratada, el agua se impulsa al depósito de regulación mediante seis bombas segmentadas con un caudal de 500 m3/h a una altura de impulsión de 170 m y un motor de 400 kW.

Con el fin de proteger convenientemente dicha impulsión de agua del golpe de ariete por parada accidental del bombeo como consecuencia de un fallo de suministro, por ejemplo-, en la planta se ha instalado un calderín vertical de vejiga d 25.000 litros de volumen, presión máxima de servicio de 25 bar y brida de conexión DN 400 PN  25 con presión de hinchado 7,7 bar.

El funcionamiento de una planta desalinizadora V: remineralización

22/04/2009

Con el fin de cumplir con la actual normativa de calidad de las aguas de abastecimiento se utiliza un sistema para la remineralización del agua a base de carbonato cálcico amorfo, también llamado calcita. Los lechos de calcita permiten aumentar la alcalinidad y la dureza del agua desalada y reducir su corrosividad hasta alcanzar los niveles exigidos por la normativa.

FUENTE – Soliclima – 22/04/09

El sistema de remineralización consiste en dos depósitos de hormigón armado. Cada uno dispone de dos celdas separadas por un canal y cada celda tiene un falso fondo sobre el que se anclan las losas con las crepinas. El agua osmotizada entra en un canal y se reparte en cada celda, atravesando por gravedad el lecho de calcita y manteniéndose un tiempo de contacto de ocho minutos.

Estos depósitos permiten el flujo descendente de agua desalada a través de un lecho de carbonato cálcico triturado y mantienen a su vez una dosificación en continuo del lecho.

El post-tratamiento se completa con una dosificación en continuo de CO2 para ajuste automático del pH, en la tubería de entrada a los remineralizadores. El CO3 disuelto en el agua desalada, reacciona con el carbonato cálcico del lecho formando bicarbonato cálcico soluble.

Una vez atravesado el lecho, el agua ya remineralizada entra en una zona de remanso y abandona el depósito enviándose directamente a los depósitos de agua de abastecimiento.

El sistema descrito cuenta con la valvulería adecuada para corregir los caudales de agua, así como para realizar la toma de muestras antes y después del tratamiento. Además, cuenta con dos bombas de lavado, y dos soplantes  para realizar ciclos de limpieza de los remineralizadores.

Autor: E. Marcos